Los teatros antiguos vuelven a la vida gracias a los usos que se les da en la actualidad. Teatro, música o cine hacen que estos edificios se alcen de nuevo como puntos clave del arte y la cultura. Los días 16, 19 y 21 de julio se representa “La Traviata” en el teatro Antico de Taormina bajo la dirección musical de Jordi Bernàcer. Un sitio excepcional para disfrutar de una obra excepcional.

Los teatros griegos y romanos fueron construidos hace más de dos mil años, pero muchos todavía siguen en uso. Ya sea para representaciones teatrales, conciertos u óperas, el uso de estos monumentos hace que recuperen el sentido por los que fueron proyectados. Los teatros son desde siempre uno de los estandartes de la vida social y cultural de las ciudades europeas, y tiene mucho mérito que veinte siglos después algunos puedan continuar siéndolo.

Tal vez La Arena de Verona o el Teatro Romano de Mérida sean de los casos más conocidos y que más pronto nos vengan a la cabeza al pensar en teatros clásicos en uso, seguramente por su importancia o su buen estado de conservación, pero hay muchos otros tal vez no tan grandes o importantes pero igualmente espectaculares.

Justo estos días en el magnífico teatro antico de Tormina se representa una de las óperas más conocidas e interpretadas, “La Traviata” de Giuseppe Verdi. Este teatro situado en la ciudad siciliana que le da nombre, Taormina, fue construido en época helenística aunque posteriormente reconstruido en casi su totalidad en época de dominación romana. El paso de los griegos a los romanos hizo que la lucha de gladiadores sustituyeran las representaciones teatrales helenas, y casi dos mil años después los luchadores han dejado paso de nuevo al teatro, a la ópera y al cine.

Si la escena de una ópera de la importancia de “La Traviata” ya suele ser de por sí impactante y grandiosa, en este caso lo es aún más gracias al privilegiado emplazamiento del teatro de Taormina, ya que desde lo alto, al mismo tiempo que el espectáculo, se puede contemplar de manera espectacular las localidades costeras vecinas y el volcán Etna.

Taormina_La-traviata-Jordi-Bernacer

Esta producción llega a Taormina desde el Teatro Bellini de Catania, en colaboración con el Teatro Massimo, Taormina Arte y Regione Siciliana. Los días 16, 19 y 21  de julio de este 2016, la orquesta del teatro de Catania estará bajo la batuta del director de orquesta Jordi Bernàcer, y acompañada por Desirée Rancatore, Stefan Pop y Giuseppe Altomare en los papeles principales de la obra verdiana. “La Traviata” (Giuseppe Verdi, estrenada el 1853) es una de las óperas más importantes del repertorio operístico, y una de las más interpretadas de toda la historia.

Es todo un lujo poder contemplar un espectáculo tan grande como lo es una ópera de la categoría de “La Traviata” en un escenario de las características del teatro griego de Taormina. De igual modo que lo es hacerlo con una “Aida” en La Fenice de Venecia, con “Tosca” en San Carlo de Nápoles o con “Parsifal” en El Liceu de Barcelona. Pero contemplar una buena ópera no necesariamente se debe hacer siempre en los grandes coliseos operáticos, ni con las mejores orquestas o cantantes, la música y el arte en general se debe disfrutar donde sea y siempre que nos sea posible. Que aunque desde algunos estamentos se pretenda que volvamos a los gladiadores con el panem et circenses, el arte y la cultura son y continuaran siendo esenciales.

Si te ha gustado este post compártelo
Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail